August 23, 2014

You are just wrongly programmed


“Racism isn’t born, folks. It’s taught. I have a 2-year-old son. Know what he hates? Naps. End of list.” 
 — Dennis Leary, 1992

August 18, 2014

Te amo

Hoy tuvimos un buen día. Nos levantamos tarde y sin sueño, rompí una palita de la cocina, hicimos desayuno juntos, te comiste mi comida, vimos películas malas en televisión abierta, nos reímos de nosotros mismos, platicamos en la cama.  Salimos a jugar con los perros, lavaste platos y yo medio acomode la cocina, hicimos comida, comimos juntos en la sala porque es domingo y nadie quiere limpiar la mesa. Reposamos la comida viendo una serie de televisión, tomamos un largo baño juntos, nos besamos bajo el agua de la regadera, me ayudaste a secar mi cabello, le dimos premios a los perros, salimos al cine, nos besamos en la obscuridad de la sala, tomaste mi mano en el clímax emocional de la película para que no llorara, nos tomamos de la mano al salir, llegamos a la casa para desnudarnos y patalear por debajo de las sábanas. Hora de dormir dijiste, y se apagó la luz. 

Hoy tuvimos un buen día. Te extrañé muchísimo, benditas vacaciones, nunca se acaben. 

Amén 






August 16, 2014

One, two, three

1. When he starts distancing himself from you, do not restring bridges with your own sinew. You will find yourself two months later coming unraveled, coming undone. You will find he has left you in the places he has visited and in the hair of the girls he has imagined kissing. You will find yourself splatterpainted on the walls where while drunk he confessed all of your secrets to his college friends. You will be crying on the floor, surrounded by the parts of you he has stepped on, and he will look you in the eyes and ask you to clean up the mess.

2. When she cannot get through the words “I love you” without her eyes flicking to the side or her tongue slurring or her mouth pressing in at the edges: do not assume it is your fault. Do not think that you have yet again pushed away someone amazing. You have not. Sometimes people knock on their bones and find themselves hollow. You were the only way they felt momentarily whole, do not empty yourself to fill up their soul. Do not shatter into pieces trying to perfect yourself. You do not need to be glass to turn light into rainbows. You are a person, not their prism.

3. Do not let them hold you against their body if you know they do not cherish every second they are in contact with your skin. I know it feels as if you are breaking your own spine, but tear yourself away from them. Know that the something beautiful you had was already fading. Know that in the end you did the only thing you could. Sometimes people grow apart. Even trees do it.

4. Cry. Want them back.

5. Cry. Do not take them back.

6. In the following months, you will rediscover what it means to be alone. You will sit and stare at a ceiling and hate yourself and hate the world and cry about everything because everything hurts. You will wonder if it could have gotten better if you’d just been a little different, if the timing had worked out, if if if. Do not worry about this. Nothing would have changed the reality that the person you were in love with had stopped loving you somewhere along the line, whether it was in the middle of a conversation or while driving under a bridge or when they made eye contact with someone new and wonderful. It doesn’t matter. Stop wasting your time on them. You don’t need to stop your story just because they are no longer a main character. Do not take back what has already poisoned you. Instead start healing and start healing soon.

7. Take yourself back. Bring out the mop, the broom, the magic wand. Glue where needs to be glued, put up new paint, turn off the lights in places that are too hot to touch. Touch your toes. Touch your hair. Touch a dog. Touch the grass, touch the telephone, do not call him. Touch base with your mom. Touch another person with no love in your heart, touch another person and mean every second of it. Believe in yourself even if you don’t believe in love. It’s okay. There is nothing wrong with being alone. You are the best company you’ll ever know. It’s okay. It’s okay. You’re gonna be okay and none of this was ever your fault. Sometimes people just fall out of love. It’s okay. It’s okay. You’ll one day discover you didn’t need them anyway.”

   "How to stop loving someone who does not love you." /// r.i.d (viainkskinned)

August 14, 2014

Maybe we made a wrong call...

“If you can see a future without me and that doesn’t break your heart then we’re not doing what I thought we were doing here.”

- That 70’s Show 

August 12, 2014

'My pillow isn’t as comfortable as your chest.'
Today's rerun of "I can’t sleep without you here"

August 11, 2014

Turntable



Loving can hurt sometimes...



Empecé a escribir estas líneas un viernes por la noche, mientras dormías plácidamente en la camita individual del departamento minúsculo donde solíamos vivir. Escribía mientras te escuchaba respirar lento, calmado; escuchando los suspiros que salían de pronto, viendo tu pecho que se alzaba y bajaba, una y otra y otra vez. Tus cabellos enmarañados, la cadena que jamás te quitas adornando tus hombros desnudos y tus labios entre abiertos. Una imagen ordinaria, pero clavada en mi mente. Viernes en la noche, ni siquiera son las 11 p.m. y ya estabas dormido. Sentada en el sillón, postrada al borde de la cama, te observaba atenta y preocupada, esperando que tu sueño fuera placentero al igual que tu descanso. Te besé los labios ligeramente, puse mi frente contra la tuya y te vi sonreír entre sueños, sentí tus dedos buscar mi brazo, escuché el murmullo apagado de tus labios y llegaron las lágrimas a mis ojos. Te besé la frente, te susurré un "Te amo" al oído y me salí del cuarto, crucé el comedor apagando todas las luces, tomé la cajetilla de cigarros que había comprado a hurtadillas y me salí del departamento. Encendí el primer cigarrillo, sintiendo el humo pasear por mi garganta hasta mis pulmones, lo contuve lo más posible, apretando la quijada por la tensión, para finalmente soltarlo todo, el humo, la mandíbula, el cuerpo y las lágrimas. Me desplomé en el suelo, hundiendo la cabeza entre las piernas y dejé todo salir. Habían sido días pesados para los dos, ése en especial... había sido terrible. 


You know it can get hard sometimes, 


Me sentía en extremo cansada y al mismo tiempo, infinitamente agradecida; ofuscada pero entera. Tenía culpa, tenía dicha, tenía miedo y tenía gozo. Estaba inundada de sentimientos encontrados, culpándome por cosas más allá de mi control. Había retenido tanto durante todo el día, buscando que no vieras mi angustia al volver... que ahí afuera, después del cigarro, después del llanto, sentía como si me hubiese derretido bajo la tenue luz mercurial del patio vecino. Me habías pedido que no llorara, y viéndote con el cuerpo golpeado, ¿quién era yo para contradecir tus deseos en un momento así? ¿Con qué derecho me desplomaba al suelo frente a ti, sabiendo que estabas asustado y nervioso? No hubiera sido justo. Te habrías culpado de mis lágrimas y no era culpa de nadie. Fue un accidente, tuviste un accidenteQué sencillo suena decirlo ahora pero cómo raspaba esa frase en el corazón. Nunca había tenido miedo de perder a nadie de ésa forma, como un balde de agua fría en la espalda, era una sensación que no podía sólo sacudirme y ya. Venía todo a mi cabeza, una y otra vez reproduciendo los eventos de ésa mañana en mi mente, sintiendo aún como si fuera un capítulo de una vida que no es la mía. 


It is the only thing that makes us feel alive.



Recuerdo la llamada, recuerdo la voz apagada de tu mamá en la línea diciendo que habías tenido un accidente, la frase "la camioneta dio varias vueltas..." estaba atorada en mi cabeza, encajándose en mi nuca poco a poco, escuchar que "la ambulancia te había recogido en la carretera y que estabas en el hospital". Recuerdo que pedí una y otra vez que me repitiera las cosas porque no le estaba entendiendo, sentir que me estaba hundiendo en la silla, sin darme cuenta que me había puesto de pie, y estaba a media oficina con la mano en el rostro y la voz quebrada. Levanté la vista a mis compañeros tras colgar la llamada, quienes estaban de pie frente a mí, intentando hablar conmigo pero no entendía lo que decían. Voltee a todas partes esperando verte llegar, verte cruzar el pasillo por la pared de cristal, pensando que todo debía ser una pésima broma. Por favor que sea una broma. El miedo se me arremolinaba en el corazón, me sentía inútil e impotente. No podía hablar, sólo pensaba en que podía perderte, que no podía llegar hasta ti, que estabas en otro país, en una ciudad desconocida, en un hospital que no podía encontrar en internet porque tu mamá estaba en shock y sólo había podido recordar una palabra del nombre del hospital al que te habían trasladado. Entonces volvieron los sonidos, me di cuenta que estaba rodeada de más personas, viendo mi desesperación, hablándome, preguntando por ti, ofreciendo su ayuda... Y yo no sabía que hacer. Quería salir de allí, tomar el carro e irte a buscar, pero no sabía dónde estabas. Pensaba en cómo estarías, me preguntaba si necesitarías recuperación, me pregunto a mí misma si estoy realmente preparada para lo que pueda ocurrir, cualquier escenario posible y horrible; me pregunto porqué no fui yo quien recibió la llamada y no tu mamá, pienso lo peor, recuerdo que ella es tu número de emergencia y el mío lo sabes de memoria. Pienso lo peor de lo peor. Volteo a ver la foto que tengo contigo en el celular, se me inundan los ojos. Dios, ayúdame. Por favor. 


We keep this love in a photograph,



Las malas noticias viajan rápido. Ya hay un desfile de compañeros en mi escritorio preguntando por ti, por tu estado de salud, preguntándome en qué hospital estás, pero no sé más que nadie en éste cuarto o ésta ciudad. No tengo más datos, no sé más que nadie aquí. Quiero que me dejen de preguntar. Quiero dejar de sonreír con la mandíbula apretada diciendo que no sé, quiero soltar todo, quiero llorar, quiero hacerme bolita, quiero que me dejen sola, quiero hablar contigo, necesito hablar contigo... Necesito asegurarme que estás bien... necesito asegurarme que sabes que te amo. 

No funciono bien. Me estoy poniendo cada vez más nerviosa. Me esta comiendo la culpa y ya estoy harta de que me vean con lástima, que pregunten detalles del accidente, que me digan que probablemente ibas muy rápido, quiero que se calle todo el mundo. Quiero que me dejen irme de aquí, estúpidas políticas de una estúpida persona que no me considera porque no estoy casada y no estás muerto... Pienso esa frase y me duele el pecho, dejo caer la frente en el escritorio y pierdo un poco el piso. 



We made this memories for ourselves...




Habíamos peleado una noche antes y ambos habíamos dicho cosas que lamentamos después. No cedimos, ni tu ni yo. Nos fuimos a dormir enojados, espalda contra espalda, por primera vez en todo el tiempo que teníamos viviendo juntos. Por primera vez, rompimos la regla de hablar las cosas antes de dormir y dejamos que el orgullo fuera más grande que el amor. Pienso en todas las cosas estúpidas que te dije. Recuerdo no poder conciliar el sueño, recuerdo haber sentido cómo te levantabas de madrugada, preguntarte a donde ibas y que me dijeras que tenías viaje de trabajo. Recuerdo lo estúpida que me sentí de pensar que te había desvelado por una pelea, que estarías cansado manejando. Recuerdo sentir el corazón hecho bolita, levantarme y pedirte disculpas. Te dije que te amaba, sí, te dije que no podía con la idea de que tuvieras que viajar estando enojados, y aunque me devolviste el abrazo y te disculpaste también, no pude evitar la pesadez en el pecho toda la mañana, ya no pude dormir ni siquiera desayunar porque no podía quitarme esa mala espina del corazón.



Hearts are never broken.




Y ahora estas hospitalizado, o estás en alguna otra parte y no sé donde, no puedo encontrarte, no tengo como comunicarme contigo, no sé que hacer, no dejo de repetir en mi cabeza que todo esto es culpa mía, no dejo de sentir que pude haber hecho algo para evitarlo. No dejo de pensar que te voy a perder o peor. Me culpo por no haber podido con el estrés de los cambios y los ajustes, me culpo por haber dicho cosas basadas en una molestia temporal que ofuscó por un momento un sentimiento permanente. Peleamos por la casa a la que nos mudaríamos juntos, por cosas, por dinero, por estupideces. Pienso en la casa que estamos armando, en el depa minúsculo en el que vivimos, pienso en todo lo que hemos logrado juntos... me hunde más al pensar que todo eso se fue al carajo por el estrés de los ajustes. Llegamos a decir y hacer cosas que jamás habíamos hecho antes, y mira las consecuencias, mira lo que ha sucedido. Todo parece una estupidez ahora... Dios, si está es una lección ten por seguro que ya la aprendí, por las malas pero estoy segura que he entendido mis errores, todos ellos, aunque lamento en demasía la razón de este arrepentimiento repentino. 



And time's forever frozen still


Pensaba en cómo deben estar tus papás, le llamo a tu mamá pero ninguna está completa como para hablar. Pienso en posibles escenarios de nuevo, pienso que jamás voy a lavar tu ropa porque huele tanto a ti y no sé si puedo seguir adelante sin ese olor en mis sábanas. Me arranco las uñas a mordidas, siento las miradas semi discretas de las personas a mi alrededor. Estoy esperando la hora para poder salir y dejar de escuchar que para qué me estreso si no puedo hacer nada. He buscado más de 30 veces en los reportes de tránsito noticia alguna de tu accidente, me digo a mi misma que aún no lo publican, que en cualquier momento va a salir la noticia y voy a saber dónde fue y a donde te puedo ir a buscar. Ya no puedo con el puto silencio, le pido al universo una señal de ti, una llamada o algo. Sigo revisando mi teléfono, hay mensajes de mis amigas, vienen por mi para ver qué se puede hacer, hay mensajes de mi mamá, de mi hermana, de tus amigos... Pero nada tuyo. Por favor, dame un indicio.



You won't ever be alone, wait for me to come home



Sonó una notificación en mi escritorio y de pronto, la ventanita parpadeante en la esquina del monitor apareció, 'Hola amor, ¿cómo estas?'. El corazón me da un vuelco. Eres tu, eres tu, es tu nombre el que sale... Jamás había tecleado nada tan rápido en mi vida, te inundo con preguntas sin realmente contestar la tuya. Se agranda la ventana y te veo a través del monitor, bendito Skype jamás te maldeciré de nuevo. Eres tu, estás vivo, estás bien. Estas completo, estas cochino, estas golpeado, estas arañado y con  sangre en el rostro, pero estas bien. No puedo más, lloro. Lloro con desesperación, lloro sin parar. Escucho tu voz diciendo que todo va a estar bien y me doy cuenta cuánto necesitaba oírte. Lloras poquito pero no te quiebras, me dices que todo va a estar bien. Me cuentas del accidente, me explicas los giros, hablas de los paramédicos que te recogieron, de los policías que te ayudaron a juntar tus cosas... Todas tus heridas son superficiales y hoy volverás a casa. Hablas de los mismos miedos que yo, hablas de la angustia que sentiste de pensar qué ése sería el fin, hablas de aprendizaje, de amor, de dicha, de tu miedo. Hablas del miedo a dejarme sola, el miedo al dolor que pudiste haberme causado y yo no puedo dejar de llorar. Ni siquiera en los peores momentos eres capaz de ser indiferente a mis sentimientos. 'Te amo', te digo, y lo repito incesantemente. Sonríes cansado 'Ya llegaron por mi amor', dices con la voz quebrada 'Te veo en la casa, te amo'.



And if you hurt me, that's okay baby, only words bleed


Qué día. Te perdí y te recuperé en menos de 12 horas. Ese día me acosté en tu ropa al llegar a la casa, esperando tu llegada. Abracé todas tus camisas y hundí la cara en tu almohada. Fuiste el milagro. Era escuchar a todos repetir la frase "es un milagro". Una y otra vez. "Es un milagro que sólo tienes lesiones menores", "es un milagro que esta vivo"... Y pensar en que soy la persona más pinche afortunada del puto planeta, porque Dios me había dado la lección más importante de mi vida: Cállate la boca y agradece todos los días lo que tienes, porque nunca sabes cuando se va a acabar. Ahí afuera del departamentito, viendo la noche pasar, repitiendo los eventos ocurridos ése día... había entendido que te amaba más que a nadie en el mundo. Apagué el cigarro y me fui a acostar a tu lado... Sentí tu mano buscar la mía en la obscuridad. 

Dios, lo entendí.






August 10, 2014

Remember to breathe in and breathe out.


“If the ocean can calm itself, so can you. We are both salt water mixed with air.” — Meditation, Nayyirah Waheed

August 6, 2014

Why You're Single.


You’re single because you’re single. 

It’s not because you texted too much or too little or waited 33 minutes to respond because he took 23. It’s not because you met up with your ex that night at 5 a.m. that no one knows about, or because you kissed another boy after a date with a loser. You’re not single because you spit food on that date or tripped coming out the the movie theatre. You’re not single because you hurt your first boyfriend really badly when you were 15 or because you have yet, to this day, to apologize. It’s not because you were secretly jealous when your friend got a boyfriend or that a guy you dated for two months now has a really cute girlfriend and looks really happy. 
And you’re happy for him. But still ill that he found someone before you. 

You’re not single because you slept with your ex boyfriend. You’re not single because half the world found out when you didn’t even want to remember it yourself. You’re not single because you think the guy your friend wants to hook you up with is ugly or not tall enough. It’s not because you’re not willing to put up with someone who doesn’t brush their teeth on a regular basis. You’re not single because your standards are too high. Good for you for having standards. It’s not because you didn’t like that really, really good guy who wanted to take you on a date and you just weren’t feeling it. And it’s not because you like to wear pajama pants as soon as you get home and wash all the makeup off your face. You’re not single because you didn’t learn enough from the past or would rather chill on a Friday night with your blanket and a cold beer than shower, get ready, and go out. You’re not single because something is wrong with you. 

You are single because you are single. It’s really as simple as that. 

You haven’t made the connection with another heart yet. You can get dolled up, dress cute, cut your hair, dye your hair, tweeze your eyebrows, put on lipstick and you may still. be. single. You can go out to a bar hoping to meet the love of your life and not find a damn one in the place attractive. And it’s going to remain that way until it’s time for you to find one. Stop hoping for it. Start living the life that you do have instead of wishing for things that you don’t have. There will come a time you’ll meet a boy and you’ll have to give up some of this single freedom you currently have. Start being more thankful. Start doing that now.” 


—