April 23, 2014

Factoids #11


“A healthy relationship is one where two independent people just make a deal that they will help make the other person the best version of themselves.” 
Unknown

April 22, 2014

Canción de la Semana


It's like you're screaming, and no one can hear 
You almost feel ashamed
 That someone could be that important 
That without them, you feel like nothing 
No one will ever understand how much it hurts 
You feel hopeless; like nothing can save you 
And when it's over, and it's gone 
You almost wish that you could have all that bad stuff back
 So that you could have the good

April 20, 2014

All Roads They Lead Me Here

“El amor es una catástrofe espléndida: saber que te vas a estrellar contra una pared, y acelerar a pesar de todo: correr en pos de tu propio desastre con una sonrisa en los labios; esperar con curiosidad el momento en que todo se va a ir al carajo. El amor es la única decepción programada, la única desgracia previsible que deseamos repetir”. 

 -Beigbeder, El amor dura tres años.





Right before your eyes,
I'm breaking...


 ¿Será verdad? 
Es la primera vez que voy a publicar un texto repetido (creo), pero me siento encajada en este pensamiento. ¿Será que el amor es sólo un sentimiento volátil? ¿Estamos acaso condenados a vivir una pasión ardiente pero efímera, una felicidad perecedera cuya única verdadera constante sea el desencanto? ¿Es acaso el ser humano, una criatura imposible de satisfacer a plenitud? Me da vueltas esa frase de Beigbeder en la cabeza: mientras conduzco, mientras me baño, en el trabajo, a media tarde... todo el día circula una y otra vez entre mis pensamientos y la idea de que albergue una verdad universal me aterra. La idea de sentirme al borde de ser parte de la regla y no la excepción misma, me carcome por dentro. Estaba yo tan segura de mi decisión, tan segura de mi persona elegida, tan entera en mi convicción de una felicidad duradera y alcanzable mediante pasión, madurez, pero sobre todo, trabajo constante de ambas partes... Y ahora, no puedo con las dudas, no puedo con el miedo ¿Qué está pasándonos? ¿En qué nos hemos convertido?


Estas últimas semanas han sido muy difíciles de sobrellevar, la experiencia de madurar en una pareja adulta que vive en comunión jamás nos había costado tanto trabajo. Aunque, debo admitirlo, antes no habíamos tenido tantos contratiempos, ya sea financieros, emocionales, de salud, etc, por lo que esto ha sido una faceta nueva de la mágica aventura que es crecer. Jamás se nos habían apilado los problemas en la puerta de la casa, en las escaleras al cuarto e incluso, arremolinándose sobre la cama en la cual dormimos. Jamás había sentido que las cosas se me salían a borbotones de las manos, como agua que no puedo agarrar. Estaba viendo como se nos apagaba el amor, un día a la vez. Estos días, parecía como si el amor de pronto tuviera precio, uno que no podíamos pagar: Nos alcanzaba la madrugada en vigilia, amanecíamos en distintas partes de la casa y cada uno vivía su vida a sombra del otro, con besos ásperos, miradas vacías y caricias secas. Yo me sentía prisionera en una casa abandonada, mientras que a ti te sentía con ganas de ya jamás volver; buscando pretextos para no estar aquí, buscando razones para ya no seguir. 


And you open your eyes into mine,
And everything feels better,


Pero no todo parecía perdido, había madrugadas donde te sentía envolverme en el abrazo y escuchaba los suspiros calmados que salían de tu pecho; algunas otras me sorprendía a mi misma acariciando tu rostro dormido, con los ojos hinchados pensando en qué estaba saliendo mal. Había días que me recibías con una sonrisa sincera y un beso en los labios, días donde era como al principio, dónde no te molestaba que te pidiera un vaso de agua o que te despertara en las noches porque no podía dormir. Noches donde me pedías que te abrazara al dormir o días donde me despertabas con un beso. ¿Sabes? Esa dualidad es la más difícil de sobrellevar, porque no entiendo cómo puedes amarme tanto un día y al otro no poderme tener cerca. No puedo con eso, no puedo con tu rechazo y me está comiendo tu ausencia. Cada mirada vacía, cada beso seco... Me acorralan entre lo que siento y lo que pienso que pasa. Es vivir en un conflicto, atrapada entre la rutina en la que nos hemos hundido y los sentimientos que estoy intentando no mostrar, los buenos, los malos... Todo eso que se me atora en el pecho pero que quisiera decirte cada mañana sin que aquello derivara en una discusión interminable, o un inicio malhumorado. Sin que eso signifique que empecemos a defendernos de cosas que ninguno ha dicho aún.


 Quisiera decirte que te amo, que lo he hecho desde el día que te conocí y que probablemente lo haga muchos años más, aunque las circunstancias nos separen hoy o tal vez mañana. Quisiera que entendieras que las cosas que haces a veces me lastiman, aunque esa no sea tu intención original y que no pienso que seas mala persona por ello. Que entiendas que aunque haya días malos, diario me voy a dormir con la persona que amo, y ya no puedo hacerlo si no estás en casa
Me he unido a ti en todos los aspectos, que me parece inconcebible la idea de separarnos. He crecido tanto a tu lado, he aprendido a vivir de una forma que antes no hubiese creído posible y te he amado más que a nadie antes en toda mi vida. No veo mi vida sin ti, pero tampoco quiero mi vida atada a ti, y eso me causa conflicto. Porque soy una persona independiente, un ser humano egoísta y una mujer a medio madurar. Quiero libertad pero no quiero ser libre de ti. Quiero que me ames todos los días hasta el cansancio, incluso cuando sé que no me lo merezco, aún así espero que lo hagas. Pero también quiero mi propio espacio, que respetes mis tiempos y que no vengas a querer inundar mi vida con tus olas. Que aprendas a amarme como soy, no como quisieras que fuera, no como supones que debería ser. Que intentes entender a veces como se sienten las olas en éste lado de la playa y que intentes entender que las cosas no siempre van a estar bien. Que también me equivoco pero que eso no me convierte en mala persona. Que estoy intentando aprender y entender, pero que no siempre podré hacerlo a la primera.

No quiero ser la regla, en realidad no deseo serlo. No quiero que te vayas aunque ya te haya planteado esa como solución en algún momento. No deseo alejarme de ti, ni deseo que tu lo hagas. Quiero sanar y quiero que sanemos juntos. Dejar de resentirme por cosas sobre las que no tengo control, y recordar todos los días por qué estoy agradecida en lugar de por que estoy enojada. No concibo la vida sin ti, pero no puedo atarte a mí por capricho. No puedo caminar arrastrándote, ni deseo hacerlo. Necesito que tu también recuerdes por qué estabas aquí, que recuerdes aquello que te hacía sentirte bien conmigo, aquello que hizo que esto sucediera. Una vez te dije, que algún día habría algo que no se podría resolver, por favor, necesito que recuerdes, antes de que éste sea el caso. 

Recuerda porque eras feliz...




 
 This is the last time I'm asking you this,
Put my name at the top of your list.

April 15, 2014

Canción de la Semana

All roads they lead me here...




This is the last time I'm asking you this
Put my name at the top of your list...

April 14, 2014

Actions speak louder than words.




“You miss her? Then book a ticket on the next flight get on a fucking plane and fly to her. Jump on a bus and ride five, six, eleven hours to see her beautiful face. Hitch hike from the other side of the country, in the rain, sunshine and the hail. Take your Mom’s car and drive for three hours and bang on her door, until she wakes up shitty but happy to see you. Sneak onto a train and journey for two hours. If you miss her as much as you say, then you will find a way to get to her. Even if that means you’re broke for two months, or tired for a week. If she matters as much as you say, you’ll find a way.”

April 11, 2014

You are the universe, you are infinite.



“Energy, like you, has no beginning and no end. It can never be destroyed. It is only ever shifting states.”

Panache Desai